Sólo sé que no sé nada

Últimamente una de las respuestas que más doy a cualquier pregunta referida a mí y a cualquiera de mis estados o planes es simplemente ‘no sé’.

April (Isla Fisher) en Definitely, Maybe dice “No sé… no sé y no sé cómo saber“.

image

Y yo me encuentro repitiéndolo a cada rato.

Ésa es mi situación. Me siento un poco a la deriva.

Anuncios

Johnny Depp no trabajará con Wes Anderson

 

Nos ilusionamos antes de tiempo cuando en todos lados confirmaban la presencia de Johnny Depp en lo nuevo de Wes Anderson. No obstante, según the Huffington Post, Wes dijo “El internet tiene este modo de anunciar cosas por sí mismo. Notarás que aunque estoy al tanto del elenco que ha sido anunciado, nunca me encontrarás diciendo quién estará en la película”.

Aún así, no perdemos las esperanzas de que en un futuro pueda suceder, porque continúa él: “De hecho, Johnny es alguien con quien me encantaría trabajar en algún momento, pero no va a estar en esta película”.

Sí confirmó él mismo la presencia, una vez más, de Bill Murray en “The Grand Budapest Hotel”, la película en cuestión.

Adiós a la reina

Esta película que cerró el festival de Cannes de este año y tiene como fecha estimativa de estreno en nuestro país recién para fin de año, basada en una novela homónima de Chantal Thomas, nos muestra los últimos días de la reina, la despilfarradora María Antonieta, en Versailles, pero desde el punto de vista de su lectora, una mujer misteriosa, de la cual poco se sabe y que presenta una gran devoción hacia la reina. También se plantea los rumores maliciosos que surgieron sobre la relación entre la reina y su favorita, la Duquesa de Polignac.

Lejos del “rosa” que nos mostraba Sofia Coppola en su película sobre la reina adolescente, aquí vemos a una Versailles en sus últimas, sucia y paranoica. Si algo tiene en favor esta película, es que nos hace sentir dentro de ese palacio que ya está en las ruinas.

Su director es Benoît Jacquot, quien al chequear su filmografía vemos una veintena de películas, muchas para tv, y varias adaptaciones literarias. Diane Kruger da vida a una María Antonieta que encuentra en la Duquesa de Polignac la juventud que ella siente ya perdió. Léa Seydoux es Laborde, esta lectora que es capaz de servir a la reina en cada capricho, que no duda en ser sacrificada por la reina en su maquiavélica estrategia. Y por último, el objeto de deseo de la reina, la Duquesa de Polignac es Virgiene Ledoyen.

Sin un guión muy clásico, con el punto de vista puesto en esta lectora; con unas puestas en escenas deslumbrantes (debe ser un sueño poder filmar una película allí) y las actuaciones acertadas del trío protagonista, la película queda un poco a medio camino y peca de cierta distancia, cierta frialdad.

Aún así me parece interesante. Saben que María Antonieta es un personaje que me fascina.

El amor es mágico

Los directores de Little Miss Sunshine han regresado con Ruby Sparks. La película cuenta con guión de Zoe Kazan (que proviene de familia de guionistas) quien es además protagonista junto a su pareja Paul Dano.

Paul Dano es Calvin, un escritor que supo ser un genio (¡no uses esa palabra!) pero hace ya bastante que se encuentra bloqueado para escribir algo nuevo. Zoe Kazan es Ruby, la creación de este escritor que un día la sueña y la vuelca al papel. Y así como el amor es un acto de magia, magia sucede cuando Calvin se encuentra con el poder de manejar a este personaje (ficticio pero que de repente está en su vida real) a su antojo.

Calvin se enamora de Ruby en un sueño. Allí la ve perfecta con sus imperfecciones. Espontánea, de una belleza común, un desastre, con un prontuario de ex amantes mayores, medias de colores… y la única persona a la que le gusta su perro. Y cuando aparece en su vida, después del susto inicial, parecen vivir un idilio perfecto. “Creo que a vos te buscaba, sólo que me tardé mucho en encontrarte”, le dice ella en una romántica escena en la pileta.

Pero como nada en esta vida es perfecto, las cosas, como en toda pareja, comienzan a no ser como eran durante ese idilio inicial. Y si bien él prometió no volver a escribir sobre ella, luego decide hacerlo para sólo cometer un error tras otro, exagerando rasgos y convirtiéndola en personajes planos (o muy necesitada de cariño, o muy exaltada…).

De temáticas simples, un poco clicheadas, pero manejadas con mucha frescura e ingenio: el querer cambiar a la persona de la cual nos enamoramos, la sombra de lo que fui alguna vez, el amor como acto de magia; la película es una gran opción para pasar un buen momento. Y sí, enamorarse.

Un reino bajo la luna

You’re doing what’s right. For everyone. Except me.

Con un estreno previsto (luego de un par de fechas que se corrieron) para el 11 de octubre en nuestro país, confieso que no pude conmigo misma y vi finalmente “Moonrise Kingdom“, lo que no quiere decir que cuando la estrenen vaya al cine, y probablemente más de una vez.

Es que la última película de mi director preferido, aquel hombre del cual ya me cansé de halagar y alabar en este blog (es una forma de decir, no me canso), es perfecta. Cada plano es una obra de arte. La historia de amor entre los niños es preciosa, incluso dan muchas ganas de volver a tener esa edad para enamorarse de ese modo, del cual yo creo más allá de mi edad, que todavía lo hago. Porque es ése primer amor. Sam y Suzy se entienden, de un modo que nadie más logra hacerlo. La parte documental, que quizás no aporte demasiado a la historia, tiene su encanto de la mano de Bob Balaban. Familias disfuncionales. Personajes perdedores. Adultos perdidos. Incluso la escena en slow motion que nunca falla, con un uso de la música que la hace mágica. También, como toda película de Wes Anderson, está llena de pequeños momentos.

La película empieza con uno de esos característicos movimientos de cámara hacia atrás de Anderson (Robert D. Yeoman vuelve a ser el director de fotografía, tras el intervalo de Fantástico Mr. Fox) que descubre y describe, como si de una casa de muñecas se tratase, los espacios y la familia del hogar de Suzy, al compás musical y narrativo de Guía de Orquesta para Jóvenes, de Benjamin Britten. * (Esto lo cito textual porque es información ‘técnica’ que no tenía en mi conocimiento).

Suzy Bishop (Kara Hayward) se ha convertido en mi nueva álter ego, siendo una especie de mini Margot Tenenbaum. Siempre con los ojos muy maquillados, leyendo, escuchando discos. Se deprime. No es adoptada pero quisiera ser huérfana, como las heroínas de los libros que ella lee. “Perdí los estribos conmigo misma”, le explica a Sam cuando se conocen por qué tiene la mano vendada.

Jared Gilman es Sam, un niño nada popular, al que sólo registran cuando se escapa del campamento. Huérfano, que vive con una familia que lo adoptó pero que no tarda en querer deshacerse de él porque es ‘emocionalmente disturbado’.

Edward Norton es el líder de la tropa. Es también profesor de matemática, aunque en su interior. Es otro de esos ‘perdedores’ a los que las cosas no le salen como él quisiera.

Bruce Willis está muy bien en el papel de un policía “tonto y triste”, como lo definen un par de veces. Pero no es tonto, aunque sí lo persigue la melancolía, quizás a causa de un amor que no es correspondido, al menos no del modo que todo amor debería ser correspondido.

Frances McDormand y Bill Murray son los padres de Suzy, viven en esa especie de casa de muñecas, ella les habla por el megáfono y él quisiera en una tormenta “que el techo se vuele y me succione al espacio”.

Tilda Swinton es ‘Social Services’, simplemente, quien quiere llevar a Sam a un Refugio Juvenil, lo cual asusta al policía interpretado por Willis, sobre el futuro del niño allí.

Jason Schwartzman y Harvey Keitel también tienen su pequeña pero primordial participación.

Resumiendo, “Moonrise Kingdom” es una película maravillosa, una obra de arte. Y si bien también tiene su melancolía, su nostalgia, deja una sensación muy agradable al finalizar (comparándola por ejemplo con The Royal Tenenbaums o The Life Aquatic With Steve Zissou). Intento alejarme de mi fanatismo por el director y ser un poco más objetiva, pero ya no distingo. Sólo puedo recomendarla.

Olvidé mencionar que está escrita por su director (como de costumbre) y Roman Coppola.

Tokio Blues

Es lo primero que leo de Murakami, a quien me vienen recomendando mucho (incluso tengo algún otro libro suyo con el que supongo seguiré). Me quedan dos capítulos para terminarlo. No sé si quiero hacerlo.

Siempre el terminar un libro mezcla dos emociones muy encontradas: la satisfacción de haberlo hecho, sobretodo si éste gustó y aún así el final, y la tristeza de que ya terminó. Aún así por suerte existe la opción de releerlo y de, como todo buen libro, nunca terminar de descubrirlo.

Un lugar llamado hogar

Sam Mendes nos cuenta en “Away We Go” la historia de una pareja treintañera que espera su primer hijo, a la vez que buscan un lugar al cual puedan llamar hogar.

Para eso emprenden un viaje en el que se encontrarán con viejos amigos, conocidos o familiares, cada uno con su diferente idea de hogar y familia.

La escena en la que el amigo le cuenta a Burt que su mujer acaba de perder otro embarazo, y que si bien han formado una hermosa familia con sus niños adoptados a los cuales quieren como si fueran de su propia sangre (con esa familia sobre la que Verona dice que es la que le gustaría tener), siguen intentándolo, mientras ella baila casi perdida en el escenario Sweet Nuthin’ de The Velvet Underground… es devastadora.

Hay ciertos tópicos que siempre me hacen sentir rara. Uno de ellos es el que tiene que ver con formar tu propia familia, con el embarazo. Supongo que son cosas que me dan terror el sólo pensarlas. Me cuesta involucrarme en estas historias porque soy yo la que decide que no quiere hacerlo. O quizás sigo siendo la eterna adolescente a la cual todavía le cuesta y falta mucho para madurar.

Los susurros de Charlotte Gainsbourg y la musa de Andy Warhol

 

El último álbum de la hija de Serge Gainsbourg y Jane Birkin se llama “Stage Whisper”. Y es que la voz de la actriz y cantante, puede definirse como un susurro. Charlotte no es dueña de una gran voz, pero sí de una gran sensibilidad.

En éste último álbum, que está dividido en dos, tenemos canciones nuevas grabadas en estudio, y otras tantas en vivo (en un recital que es muy fácil de conseguir online). Entre las que canta en vivo, hay una gran y muy recomendable versión de la canción de Bob Dylan, “Just Like a Woman”. Se las dejo para que se deleiten.

“Just Like a Woman” es una canción que dicen, escribió Bob Dylan sobre Edie Sedgwick, de quien muy recientemente leí una biografía en un libro que recopila varias biografías (o sea no era más extensa que un capítulo, pero contaba bastante cosas que no sabía) y luego vi la interpretación brillante que Sienna Miller hace de ella en “Factory Girl”, película correcta que cuenta además con un Guy Pearce como Andy Warhol y un bastante deslucido Hayden Christensen como un Bob Dylan que no es Bob Dylan.

 

She takes just like a woman, yes she does
She makes love just like a woman, yes she does
And she aches just like a woman
But she breaks just like a little girl.
 

Ona People

Entrás al shopping a hacer tiempo. Decidís dar un par de vueltas por los locales aunque ya te los sepas casi todos de memoria. Como la tarjeta no te cierra hasta mañana, te decís a vos misma que solamente vas a entrar a mirar. Pero de repente, desde una percha de Ona Saez te mira ella. La mujer de mi vida. Entrás a probártela. Te queda grande, es un talle 2. Sí, es un remerón, pero igual. ¿Uno más chico tenés? ¿No? Bueno, me la llevo igual. Al menos tengo un 20% de descuento con Club La Nación. Me voy contenta con mi remera con la cara de Angelina Jolie.

Go get yourself loved

Tristeza, vete, seamos las personas que merecen ser amadas, lo que nos merecemos, porque lo valemos. En serio. Me has estado diciendo esto durante años y ahora lo entiendo y te lo devuelvo a ti. Eres un buen hombre, Sam Wesler. Ve a que te amen. Es todo lo que tengo.

Hoy no tengo ganas de escribir. Simplemente trasladar este gran consejo que acabo de recibir de Happythankyoumoreplease. Porque muchas veces los mejores consejos (incluso en el momento adecuado, lo cual adhiere también a la magia que tiene el cine para mí) los recibo de películas.

Espacio de imágenes y palabras

El arte... Expresión de sensaciones, sentimientos, fantasías, ideas...

Junior

Un niño hecho hombre y va en solitario, con humildad.

Luna Paniagua

Escritura y lectura

VIENDOFOTOS

CarlosGF fotografía

Icástico

"Una cosa es ser solidario y otra serlo a cambio de nada" (Mariano Rajoy, quién sino)

ClemSinOxígeno

Escritora que vuela a un centímetro del suelo.

Todos los dias un viaje ~ Blog

Una mirada sobre el mundo. Viajes. Lugares. Gentes. Arte y Cultura.

Letras Desordenadas

Un blog sobre libros, escritores y lectores.

Mis historias y otros devaneos

Blog de Lídia Castro Navàs

Cafés para el alma

mientras sigo perdida entre palabras

A la Sombra de la Luna

Verdades que parecen Mentiras & Mentiras que parecen Verdades.

Ana Centellas

Iniciando mi aventura literaria

Viajera Indómita

Relatos y fotografías itinerantes

ColorFul World by Magda

Magdalena Esparza

Some Films and Stuff

Sometimes I watch films and write stuff down.

No tienes idea

¿Piensas que me conoces? ... Créeme, no tienes idea

Reading and Living

Un blog 70% literario y 30% cotidiano.

SOY_FURTIVAA

de todo un poco!!!

Tinta, Pluma y un Chai

No sabia por donde empezar, y empecé por mi

Singularette

No solo soltera, sino singular

Una chica trotamundos

CONSEJOS E HISTORIAS DE UNA CHICA VIAJERA

Un pedacito de Mar

un espacio para echar a navegar ideas...

Zambullida's Blog

Sobre la belleza de lo humano

Abrazoscompartidos

...porque las palabras también abrazan

Atardecer en blanco y negro

Aspiro a respirar sin recordar el olvido

Luciano Escribe

Ficción - Cuentos - Historias - Poesía - Cartas - Reflexiones - Alegorías

Escritura Creativa

Desvaríos de una hija del trópico, amante del mundo.

La caricia del gato negro

Blog literario de Andoni Abenójar

enalma fotografías

Reflejo de un instante de vida

El Café de Nicanor

-en la mesa más redonda-

Camino al andar

Blog de viajes

Mi camino buscandoT

...y os encontré.

Cerdo Venusiano

Tocino, ciencia ficción y chistes prosaicos.

Cuaderno de Murúa Niño

los recuerdos son realidad, son ficción, son un invento, son yo

Historias malditas, malditas historias

Historias, cuentos y relatos que no fueron a ningún sitio.

CORAZÓN DE FANTASMA

Todo termina siendo una psicofonía. Yo sólo las escribo.

El Surrealista, Absurdo y Excéntrico Mundo de Dark Sibarel

Lo único constante es el cambio... estos cuentuitos, microcuentos, cuentos cortos y micro sagas, son un destilado de mi mente preparándose para lo que habrá de venir... "Iä! Iä! Sibarel fhtagn!"

La lagartija, el blog de Luis Juli Aydillo

Sobre motivación, liderazgo y regeneración

Mamiga Blog

By La Pelu

Juana UCm

Juana, Julie & Julia

VIAJES AL FONDO DEL ALSA

“Quizás viajar no sea suficiente para prevenir la intolerancia, pero si logra demostrarnos que todas las personas lloran, ríen, comen, se preocupan y mueren, puede entonces introducir la idea de que si tratamos de entendernos los unos a los otros, quizás hasta nos hagamos amigos” – Maya Angelou

Inhalando líneas

"Y si leo, si compro libros y los devoro, no es por un placer intelectual —yo no tengo placeres, sólo tengo hambre y sed— ni por un deseo de conocimientos sino por una astucia inconsciente que recién ahora descubro: coleccionar palabras, prenderlas en mí como si ellas fueran harapos y yo un clavo, dejarlas en mi inconsciente, como quien no quiere la cosa, y despertar, en la mañana espantosa, para encontrar a mi lado un poema ya hecho."